La presidenta de la Junta de Supervisores del Condado de Los Ángeles Hilda L. Solis ruega a los residentes que se queden en casa y salven vidas

LOS ÁNGELES – La presidenta de la Junta de Supervisores del Condado de Los Ángeles Hilda L. Solís, y supervisora para el primer distrito, emitió la siguiente declaración en un esfuerzo para que los residentes  se queden en casa y salven vidas en esta temporada de fiestas:

“Se necesita acción colectiva para detener el peligroso asalto que el COVID-19 está infligiendo en nuestras comunidades. La semana pasada, el condado de Los Ángeles informó el mayor número de casos nuevos, hospitalizaciones y muertes de COVID-19 desde el comienzo de la pandemia. En el primer distrito del condado de Los Ángeles, ha habido más de 154,723 casos positivos de COVID-19 en total, la mayor cantidad de los cinco distritos de supervisión.

Los casos de COVID-19 se están disparando en comunidades como el Este de Los Angeles, South Gate, South El Monte y muchas otras. Incluso las comunidades que anteriormente habían experimentado menos casos de COVID-19 ahora se ven abrumadas por el dolor y el sufrimiento causado por esta crisis sanitaria.

A medida que nos acercamos a la Navidad, les suplico a todos cancelar sus planes de reunirse con miembros fuera de su hogar. Esto salvará muchas vidas. Reconozco que estos días festivos se verán diferentes y es frustrante, pero modificar los planes es fundamental para que esta pandemia no se extienda más de lo que ya se ha extendido. Quedarse en casa solo con su familia garantizará que más personas puedan recibir el Año Nuevo desde sus hogares y no desde una cama de hospital.

La capacidad ajustada de la UCI para la región del sur de California permanece en 0%. Esta realidad impacta no solo a aquellos con COVID-19, sino a aquellos que necesitan otra atención hospitalaria urgente. Si continuamos con nuestra trayectoria actual, nos quedaremos sin camas de hospital y sin personal, y no podremos atender a las personas que necesitan cuidados intensivos. No podemos permitir que esto suceda.

Aunque estamos más distanciados físicamente ahora que en años pasados, debemos unirnos como angelinos para proteger la salud de nuestros vecinos. Aunque la vacuna ofrece muchas esperanzas, no nos salvará del actual aumento de COVID-19. Así como los trabajadores de la salud se están comprometiendo con nuestras comunidades al vacunarse, nosotros debemos comprometernos con ellos y hacer lo que esté bajo nuestro

control para detener este virus – eso significa quedarse en casa.

Es fundamental mantenernos seguros a nosotros mismos y a nuestros seres queridos hasta que se disponga de un acceso generalizado a la vacuna. Por favor, quédese en casa tanto como sea posible, use una cobertura facial, practique el distanciamiento físico, lávese las manos con frecuencia y evite las reuniones.

Hay una luz al final del túnel, pero primero debemos atravesar la oscuridad juntos. Este es nuestro momento, uno en el que nuestras acciones dictarán lo que está por venir.”

CONTACTO: Kimberly Ortega, directora interino de comunicaciones, (213) 361-6435 or KOrtega@bos.lacounty.gov

2020-12-22T14:23:43-08:00December 21st, 2020|Spanish|

Share This Story, Choose Your Platform!

Go to Top